La empresa española que espió a Assange operó desde un hotel de Sheldon Adelson en Las Vegas

Voz pópuli · 15 de julio de 2021

Undercover Global (UC Global), la empresa española investigada por el presunto espionaje a Julian Assange para Estados Unidos desde la embajada de Ecuador en Londres (Reino Unido), envió instrucciones desde EEUU para, supuestamente, acceder por streaming a las cámaras instaladas en la sede diplomática a espaldas de los servicios de inteligencia del país sudamericano.

Así lo reflejan los correos, chats y documentación que analiza la Policía Judicial, a los que ha tenido acceso este diario. Las instrucciones fueron enviadas por David Morales, fundador de UC Global, desde un hotel de Las Vegas propiedad de Sheldon Adelson. Hay que destacar que UC Global fue contratada por el Gobierno de Ecuador en 2012 para responsabilizarse de la seguridad de su embajada en Londres cuando Julian Assange se refugió en la sede diplomática.

En su día David Morales, exmilitar y administrador único de UC Global, pidió a los técnicos de su compañía que habilitaran un acceso en “streaming” sobre el sistema de cámaras de la embajada, tal y como avanzó en exclusiva Vozpópuli. Algunas de las instrucciones para conectarse al sistema de streaming eran remitidas por Morales desde el Hotel The Venetian, ubicado en Las Vegas (EEUU), propiedad entonces de Las Vegas Sands, corporación del multimillonario Sheldon Adelson, fallecido en enero de este año. Como veremos más adelante, el objetivo, supuestamente, era acceder a las cámaras que monitorizaban a Assange sin que los servicios de inteligencia ecuatorianos lo supieran.

En cuanto a la figura de Sheldon Adelson, el multimillonario norteamericano financió en su día la campaña electoral del ex presidente norteamericano, Donald Trump y, además, era amigo personal del por aquel entonces director de la CIA, Mike Pompeo. Tal y como se ha expuesto en el proceso judicial español, la cúpula del Departamento de Seguridad de Las vegas Sands está dirigida por un ex agente del Servicio Secreto de Estados Unidos que se había desempeñado anteriormente en las instancias de ciberseguridad, precisamente las que habrían estado centradas en el caso WikiLeaks. Adelson fue también promotor del proyecto fallido de Eurovegas en Madrid.

Las Vegas Sands había sido señalada anteriormente por orquestar presuntamente estrategias de espionaje junto a la CIA

Las Vegas Sands había sido señalada anteriormente por orquestar presuntamente estrategias de espionaje junto a la CIA. Tal y como publicó The Guardian en 2015, tras acceder a un documento secreto y confidencial elaborado en 2010, e incorporado a un proceso judicial, la empresa habría permitido el espionaje de la CIA mediante dispositivos de grabación en sus habitaciones del Casino Hotel de Macao, como sugiere ese informe. La finalidad, según refleja el documento desclasificado por la Universidad de California Berkeley y publicado por The Guardian en 2015, era presuntamente poder extorsionar a los funcionarios chinos que apostaban dinero en los casinos.

Sheldon G. Adelson en Singapur, en 2009

UC Global en Las Vegas, conexión Assange

El 3 de diciembre de 2017 David Morales remitía por correo electrónico a sus trabajadores de UC Global lo siguiente: “La semana próxima estaré de viaje y seria interesante que me pudiera llevar algo de información o resumen de Hotel [nombre en clave de la embajada], a menos que lo hayamos colgado todo en la plataforma que realizamos. Si es así no hay pegas”. Hay que recordar que, en el material obrante en la causa, tal y como han declarado los testigos protegidos, se apunta la creación de un Servidor FTP al que habrían estado accediendo IPs ubicadas en EEUU para presuntamente recolectar toda la información recogida en la embajada. Hasta el momento EEUU ha bloqueado la comisión rogatoria remitida por la Audiencia Nacional y se niega a identificar a los titulares de esas IPs, que se ubican en su territorio y que accedían a ese servidor.

Una semana después de ese email, David Morales visitaba el Hotel The Venetian, Las Vegas Sands, remitiendo desde la IP propiedad de ese resort instrucciones a sus trabajadores.

El 11 de diciembre de 2017, y mientras sus trabajadores (hoy testigos protegidos) estaban instalando nuevas cámaras (microfonadas) en la Embajada de Ecuador en Londres, Morales remitió el siguiente correo (literal): “Me indican que para los ecuatorianos al sistema en remoto (streaming) tengamos en cuenta que debemos de programarlo para que solo vean lo que nos interesa […] con el fin de que no puedan visualizar quien tiene mas conexiones o quien esta conectado al sistema… Todo debe de parecer como que tienen acceso ellos”.

Junto a esas instrucciones, añadía que hay “una serie de recomendaciones que debemos de seguir…. os lo adjunto en varios slides…. (están en ingles)”. En el Power Point adjunto a ese correo se pueden observar instrucciones en perfecto inglés para bloquear el acceso del perfil de Ecuador (“administrator”) al log en el que se visualizaban las entradas de otros usuarios, soliciando que además se creara otro usuario (“security”), que no podría ver Ecuador, y que sería la inteligencia de EEUU, según aseguran los testigos protegidos del caso. De esta manera, “administrator” (Ecuador) quedaría ciego y no sabría que “security” estaba accediendo a las cámaras en remoto.  Morales afirmaba en su correo remitido desde Las Vegas Sands que se trataba de que “no puedan visualizar quien tiene mas conexiones o quien esta conectado al sistema… … Todo debe de parecer como que tiene acceso ellos”.

A continuación reproducimos un slide de la presentación en Power Point en la que UC Global explicaba cómo acceder al sistema de cámaras de la embajada de ecuador en Londres a espaldas de los servicios de inteligencia del país latinoamericano.

Hay que destacar que Morales ha afirmado en repetidas ocasiones que tanto él como UC Global habrían realizado esas medidas de espionaje que se investigan siguiendo las peticiones del Ministerio de Relaciones Exteriores y Movilidad Humana de Ecuador. Algo que han negado los ministros de exteriores del país en sus manifestaciones al Juzgado Central de Instrucción 5 de la Audiencia Nacional.

En otro correo del 21 de septiembre de 2017 Morales manifestaba que “me gustaría que en primer lugar mi localización siempre que fuera posible se maneje con reserva ( especialmente mis viajes a USA ) […] quiero alertaros de que tengamos mucho cuidado con la información que transmitimos…y ya de camino a todos que tengan cuidado con la información….SENAIN nos esta investigando”. SENAIN es la principal agencia de inteligencia de Ecuador.

El contrato de UC Global para proteger la embajada ecuatoriana en Londres implicaba comunicar cualquier tipo de amenaza contra la embajada al Servicio Nacional de Inteligencia de Ecuador, denominado SENAIN. Para ello desde el comienzo del asilo se contaba con un circuito cerrado de cámaras de seguridad, pero sin sonido, ubicadas dentro del edificio, con el objetivo de detectar cualquier tipo de acceso ilegítimo al inmueble.

Los documentos consultados por este diario reflejan que «a partir de un determinado momento por parte de David Morales se dio órdenes de que se cambiase el sistema de cámaras para que las nuevas grabaran imagen y audio». De esta forma,  en diciembre de 2017 se cambiaron todas las cámaras y se instalaron otras con micrófono oculto. Los correos de la empresa acreditan cómo se solicitó expresamente a la empresa proveedora (espiamos.com) que las nuevas cámaras llevaran micrófonos que no pudieran ser perceptibles.

Otro de los testigos protegidos asegura que, al regresar el mes de enero de 2018 de Las Vegas, David Morales comentó abiertamente que “los amigos americanos” le habían pedido colocar micrófonos, esta vez en toda la embajada, pero que le habían solicitado que lo hiciera él personalmente, sin contar con nadie más.

Así, a los micrófonos de las cámaras de la embajada se unieron otros escondidos en distintos sitios. Un claro ejemplo de ello fue el micrófono lapa más potente, introducido en la base del extintor de la sala de reuniones. En esa estancia Assange tenía activado un distorsionador para dificultar la captación del sonido. Varias de las grabaciones de ese micrófono oculto están en manos de la Policía Judicial y han sido incorporadas a la causa.

Policía ve indicios de espionaje a Assange en embajada de Ecuador en Londres

La Vanguardia · 7 de julio de 2021

La Policía ha certificado la existencia de indicios de un presunto espionaje al fundador de Wikileaks Julian Assange en la embajada de Ecuador en Londres, dónde estuvo refugiado varios años, mientras mantenía reuniones con su equipo de abogados, liderado por el exjuez Baltasar Garzón, o con otros visitantes.

Así consta en un oficio policial, al que ha tenido acceso Efe, en el que se analiza la información contenida en dos dispositivos de memoria USB que fueron entregados el pasado año al Juzgado Central de Instrucción número 5 de la Audiencia Nacional por un testigo protegido en esta causa.

Este procedimiento se abrió al ser admitida una querella de Assange contra la empresa entonces responsable de la seguridad privada de la embajada de Ecuador en Londres (UC Global), y su propietario, David Morales, que está imputado.

La Policía explica en su informe que lo que expone «es el resultado del análisis de los USBs que entregó el Testigo Protegido-1 y que de momento no se ha podido comprobar si estos archivos se encuentran entre el material intervenido en los registros que se realizaron en la empresa UC GLOBAL», material del que anuncian que, «una vez se analice», informarán al juez «oportunamente».

De los archivos ahora analizados, el informe concluye que en el interior de la embajada había 7 cámaras con micrófonos y que contaban con un sistema de streaming que se realizaba directamente al NVR (Network Video Recorder).

También que se «grabaron diferentes vídeos con sonido de Julián Assange reunido con diferentes personas» y también «archivos de audio».

De hecho asegura que se elaboraron informes de reuniones «con diferentes personas e incluso en algunos se cita lo hablado en ellas», y un informe grafológico de Assange (estudio de la personalidad en el momento presente) por parte de la empresa UC GLOBAL.

Concluye también la Policía que se hicieron «copias de la documentación de las personas que David Morales indicó a los operadores de la empresa UC GLOBAL S.L, entre ellos Baltasar Garzón», y de otros abogados de su despacho como Aitor Martínez, así como de «los doctores que asistían a Julián Assange», de cuyas visitas también se elaboró «algún informe».

Las pruebas aportadas confirmarían además que se revisaron los mensajes de WhatsApp del móvil de Charles C Thonson, y que se fotografiaron los dispositivos móviles y las tarjetas SIM de la periodistas italiana Stefania Maurizi.

También la existencia de vídeos sobre las reuniones que mantuvieron en la embajada Assange y Romy Vallejo (Jefe del Servicio Nacional de Inteligencia de Ecuador), y de informes de las visitas de personas procedentes de Estados Unidos, de los que se adjuntaron fotos de los pasaportes de éstas, como por ejemplo del congresista norteamericano Dana Tyrone Rohrabacher, «siguiendo las indicaciones de David Morales».

Constan asimismo otros informes a los que aludía la querella, como el de una reunión que mantuvieron en Madrid en 2017 Baltasar Garzón y Rafael Correa, al que se le realizó un seguimiento desde el aeropuerto de Madrid hasta supuestamente el domicilio del exjuez, aportando fotografías del encuentro. También uno que se redactó en inglés del exlíder de Podemos Pablo Iglesias.

Entre el material aportado se encuentra asimismo un documento de pago de diez mil euros a la entonces responsable de seguridad de la embajada Gabriela Paiz Jérez, «pero este documento carece de firma». observa la Policía.

La querella expone las sospechas de que Morales pagaba 20.000 euros al mes en metálico a Páliz para evitar que hiciera «reportes negativos» sobre UC.

En cuanto a «los movimientos de dinero», la Policía indica al juez que en «una de las cuentas se ha encontrado un ingreso de 10.000 € procedente de USA del año 2016 en concepto de trabajos». (EFE)

Un subinspector de la Policía Nacional y TEDAX vendió a UC Global equipos para espiar a Assange en Londres

Joan Cantarero · Público · 14 de enero de 2021

David Morales, propietario de UC Global, Julian Assange, creador de Wikileaks, e Ignacio Oliva, dueño de Hispa Exportaciones Deluxe.
David Morales, propietario de UC Global, Julian Assange, creador de Wikileaks, e Ignacio Oliva, dueño de Hispa Exportaciones Deluxe. — PÚBLICO

El operativo de control y espionaje al que fue sometido Julian Assange por UC Global para la inteligencia estadounidense mientras permaneció refugiado en la embajada de Ecuador en Londres no hubiera sido posible sin la tecnología aportada por una empresa especializada en productos y software de espionaje, propiedad de un policía español experto en desactivación de explosivos.

Ignacio Oliva, subinspector de la Policía Nacional y especialista TEDAX, es el propietario de Hispa Importaciones Deluxe SL, una compañía creada en 2015 en Palma de Mallorca y domiciliada actualmente en Madrid, especializada en tecnología de última generación para el espionaje en el más amplio sentido de la palabra, tal como ha podido constatar Público mediante documentos oficiales a los que ha tenido acceso:

Documentos que demuestran que el subinspector Ignacio Oliva es propietario de la empresa Hispa Importaciones Deluxe, SL, pero no tiene concedida ninguna compatibilidad para ejercer una segunda actividad.
Documentos que demuestran que el subinspector Ignacio Oliva es propietario de la empresa Hispa Importaciones Deluxe, SL, pero no tiene compatibilidad para ejercer segunda actividad. — AGENCIA IFS-AIP

/…/

Puedes leer el artículo completo aquí.

La llegada de Trump a la Casa Blanca potenció el espionaje a Assange por la empresa española UC Global

Joan Cantarero · Público · 13 de enero de 2021

https://www.publico.es/files/article_main/uploads/2021/01/12/5ffdf422a2522.jpeg
Email enviado por Morales desde el Hotel Venetian de Las Vegas alertando a sus hombres en España e indicándoles las acciones a tomar para espiar la Embajada de Ecuador en Londres. — AGENCIA IFS-AIP

El nombramiento de Mike Pompeo (hoy Secretario de Estado) al frente de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) –tres días después de que Donald Trump entrase en la Casa Blanca– determinó un endurecimiento del espionaje a Julian Assange, aumentando exponencialmente su control y el de sus visitas en la embajada de Ecuador en Londres, ejecutado a través de la empresa española UC Global que tenía asignada la seguridad de esa sede diplomática.

La actividad investigadora de Wikileaks no se había detenido en ningún momento a pesar de la situación de confinamiento de Assange en la embajada ecuatoriana. Y las sospechas de una inminente publicación de nuevos documentos secretos con material sensible inquietaban notablemente a las empresas vinculadas con la inteligencia estadounidense, que multiplicó sus esfuerzos para socavar la inmunidad y la protección del activista australiano.

Con Pompeo al frente de la CIA desde el 23 de enero 2017, se ejecuta una serie de movimientos estratégicos cronológicamente muy relevantes para las investigaciones activas en la Audiencia Nacional sobre la vulneración de los derechos legales del fundador de Wikileaks y de sus abogados, en el llamado Caso Assange, contra los autores e instigadores.

Casualmente en esas fechas David Morales, el guardián de Assange como propietario de UC Global, ya estaba en Estados Unidos desde el día 20, alojado en el Hotel Venetia de Las Vegas, propiedad del multimillonario Sheldon Adelson –fallecido este martes, a los 87 años–, acompañado de su mujer Noelia Páez.

/…/

Puedes leer el artículo completo aquí.

UC Global empezó a espiar a Assange para la CIA tras firmar un contrato con el magnate Sheldon Adelson

Joan Cantarero · Público · 12 de enero de 2021

Tras el rechazo de la Justicia británica a la extradición de Julian Assange a Estados Unidos por su precaria salud, toman fuerza otros elementos clave acerca del espionaje al que la empresa española de seguridad UC Global sometió durante años tanto al fundador de Wikileaks, mientras permaneció atrapado en la embajada de Ecuador en Londres, como a sus abogados, amigos y periodistas que lo visitaron entre 2012 y 2019.

La Audiencia Nacional mantiene como imputado al exmilitar David Morales Guillén, propietario de esta empresa de seguridad, desde octubre de 2019 tras ser detenido en la llamada Operación Tabanco, por violar tanto la privacidad de Assange como las comunicaciones entre el activista y sus abogados.

Pero ésa no es la única causa abierta en la Audiencia Nacional contra el propietario de Undercover Global S.L., contratada inicialmente para proteger la legación ecuatoriana en la capital británica.

UC Global desmontó el móvil de la periodista Stefania Maurizi cuando visitó a Assange.
UC Global desmontó el móvil de la periodista Stefania Maurizi cuando visitó a Assange. – S.M.

/…/

Puedes leer el artículo completo aquí.

Guerra sucia del espionaje para amordazar a los denunciantes de crímenes de Estado

Carlos Enrique Bayo · Público · 1 de enero de 2021

Captura de uno de los vídeos-espía que grabó para la CIA la empresa de seguridad española UC Global en el interior de la Embajada de Ecuador en Londres.

Los servicios secretos de EEUU pusieron Julian Assange en su punto de mira a partir de 2009, pero fue a finales de 2010 –tras las filtraciones de los archivos de las guerras de Afganistán e Irak, y de más de 250.000 cables del Departamento de Estado– cuando la Casa Blanca desencadenó una ofensiva general encubierta sin precedentes para destruir Wikileaks. Este lunes, con la sentencia de una jueza británica sobre su extradición a EEUU, culminará esa larga guerra para neutralizar a Assange.

/…/

Puedes leer el artículo completo aquí.

DEBATE | Caso Assange: la mordaza al periodismo

Público · 21 de diciembre de 2020

En 2010, WikiLeaks liberó la mayor filtración habida en la historia. Una década después, Julian Assange se enfrenta a una posible extradición a EEUU, arriesgándose a una condena de 175 años en la misma prisión que aloja a ‘Unabomber’ o al ‘Chapo’ Guzmán. Una condena a la que se sumarían los 10 años de persecución jurídica y policial, siete de ellos asilado en la embajada de Ecuador en Londres. No te pierdas este debate moderado por Víctor Sampedro, catedrático de Comunicación Política en la URJC, y en el que participan Virginia Pérez Alonso, directora de ‘Público’; Fidel Narváez, ex-cónsul de Ecuador en Londres; Txema Guijarro, diputado de Unidas Podemos; y Renata Ávila, abogada especializada en Derechos Humanos y Tecnología. Además, Carlos Enrique Bayo, periodista de investigación en ‘Público’, se sumará a la charla como invitado especial.

Inauguración del Festival de Cine y Derechos Humanos de Barcelona

Barcelona · 1 de diciembre de 2020

Presentación del documental La guerra al periodismo, el caso de Julian Assange

Participan:

John Shipton, padre de Julian Assange

Nils Melzer, relator de la ONU

Juan Passarelli, realizador del documental

El padre de Assange: “No hay cura para las secuelas de 10 años de tortura psicológica”

El País · 26 de noviembre de 2020

El Festival de Cine y Derechos Humanos de Barcelona se estrena el 1 de diciembre, ‘online’, con la película ‘La guerra al periodismo: el caso de Julian Assange’

John Shipton es clavado a su hijo, Julian Assange. Habla con seriedad, con frialdad y con la entereza de quien lleva años recorriendo el mundo en defensa de los derechos de su hijo. Este miércoles ha presentado en rueda de prensa virtual, el documental The War on Journalism: The case of Julian Assange (La guerra al Periodismo: el caso de Julian Assange), dirigido por Juan Luis Passarelli, junto con el propio director, el relator de las Naciones Unidas sobre la tortura Neils Melzer y Toni Navarro, director del Festival de Cine y Derechos Humanos de Barcelona, que celebrará su 17ª edición, online, entre el 1 de diciembre y el 5 de marzo y se estrenará con esta película, que, a partir del caso del creador de WikiLeaks —que sabrá el 4 de enero si es extraditado a Estados Unidos—, lanza una dura y documentada crítica a la situación del periodismo de investigación. “Julian es resiliente”, responde su padre. “Pero no hay cura para las secuelas de 10 años de tortura psicológica”.

/…/

Puedes leer la noticia completa aquí.

Yanis Varoufakis testifica en la Audiencia Nacional sobre el espionaje a Assange

20 minutos · 27 de octubre de 2020

El exministro de Finanzas griego Yanis Varoufakis declara este martes por videoconferencia como testigo en la causa en la que la Audiencia Nacional investiga el supuesto espionajeJulian Assange, cuando vivía en la embajada de Ecuador en Londres.

El magistrado del caso, José de la Mata, ha citado a Varoufakis y a Juan Branco, uno de los abogados del activista australiano en Francia, para que den su versión sobre el supuesto espionaje que el fundador de WikiLeaks denuncia haber sufrido por parte de la empresa de seguridad española UC Global, que estuvo a cargo de la seguridad de la embajada ecuatoriana en la capital británica entre 2015 y 2018.

/…/

Puedes leer la noticia completa aquí.